ARTICULOS

EL Primer correo aéreo de Chile
Por Manuel Mariño
 

¿Trae correspondencia, mi amigo?” Con estas palabras, dichas como quien ya conoce respuesta, el Administrador de Correos de Puerto Montt, don Arístides Díaz, recibió al piloto David Fuentes Soza y a su acompañante, el joven industrial Federico Mücke, a poco de aterrizar éstos en la explanada de la estación de ferrocarril dando termino a la primera conexión aérea entre Ancud Y Puerto Montt.

“Si” contestó alegremente el aviador, mientras le alegraba un paquete con cartas. Así culminaba el primer transporte de correspondencia por vía aérea en Chile, como quedó debidamente consignado en el diario El Llanquihue. Corría el mes de diciembre de 1916.

La correspondencia fue distribuida por la oficina de correos, incluyendo una carta dirigida por el primer Alcalde de Ancud, don Luis Alvarez Gallo, a su colega de Puerto Montt, don Christian Brahm, cuyo texto se transcribe a continuación: “Ancud, 10 de diciembre de 1916.

El infrascrito, Primer Alcalde de Ancud, tiene el particular placer en saludar efusivamente a su distinguido colega de la ciudad de Puerto Montt, aprovechando los progresos de la navegación aérea, en el primer raid de esta ciudad a la capital de Llanquihue, felizmente iniciado hoy por el intrépido piloto aviador Señor David Fuentes, quien con admirable seguridad y pericia gobernaba a su querido “Talcahuano Bleriot”, de cuyo hecho quiere dejar constancia, como feliz augurio de futuro acercamiento y de progresos no lejanos de estas provincias australes. Luis Alvarez Gallo”

El intrépido piloto.

David Fuentes Soza, el intrépido piloto, como lo identifica el Primer Alcalde de Ancud, recibió su breve de piloto en la Escuela de Aviación Bleriot de Etampes, Francia, en 1912, después de lo cual regresó a Chile iniciando una verdadera cruzada para dar a conocer los adelantos de la navegación a lo largo de todo el país. Entre otros de sus logros, estableció el récord sudamericano de altura con pasajero al elevarse el 28 de octubre de 1915 desde el Sporting Club de Viña del Mar, llevando como pasajero al Sr. Federico Hoffmann, alcanzando la altura de 3.200 metros en su Berliot “Talcahuano”.

Otra de sus hazañas tuvo lugar el día 1 de noviembre de 1916, cuando se cumplía un aniversario más de del descubrimiento del Estrecho de Magallanes, al realizar el primer cruce aéreo de dicho estrecho, uniendo las ciudades de Punta Arenas y Porvenir, llevando como pasajero al capitán de ejército Sr. Carlos Cruz Hurtado.

Posteriormente, se trasladó con su avión en el transporte de la armada “Casma” hasta Ancud, donde, después de hacer exhibiciones aéreas, anuncio su intención de efectuar un vuelo hasta la ciudad de Puerto Montt.

El Raid a Puerto Montt

Se hicieron todos los preparativos para efectuar el Raid el domingo 10 de diciembre de 1916. Efectivamente, a las 6:45 hrs. de la mañana de ese día, Fuentes se elevó en su Bleriot “Talcahuano” llevando como pasajero al Sr. Federico Mücke, dueño de la fábrica productora de la cerveza que lleva su nombre. Inmediatamente se comunicó la noticia por telégrafo a Puerto Montt, donde quedó todo el mundo a la espera de la llegada del avión, pero el tiempo transcurría y la nave aérea no aparecía, no obstante haberse registrado su paso por Pangue a las 7:00 hrs. , lo cual fue comunicado a Puerto Montt.

A las 10:00 hrs. Ya se daba por un hecho de que algo le había ocurrido con el avión y a las 12.00 hrs. El Intendente Álvaro Díaz Lira dispuso el zarpe de las escampavías “Porvenir” y “Cóndor”, además del vapor “Backer”. Con el regreso de los buques al anochecer, sin noticias del avión y sus tripulantes, parecía evidente que había ocurrido una desgracia de proporciones.

Sólo en la madrugada del día siguiente se pudo saber lo que realmente había ocurrido. Fuertes vientos transversales y falla de la brújula hicieron perder el rumbo al piloto Fuentes, quien, al verse falto de combustible, decidió aterrizar en una playa en un lugar llamado Contao.

Con la ayuda de unos lugareños pudieron asegurar el avión y con un bote que facilitaron, Fuentes y Mück salieron en busca de bencina. Después de muchas horas llegaron casi de noche a Calbuco, donde fueron gentilmente atendidos por el Sr. Carlos Oleckers, quien les dio alojamiento y, al día siguiente, les proporcionó la bencina y les facilitó su buque “Arturo” para llevarlos de vuelta. De esta manera, los raidistas pudieron reiniciar su viaje.

Minutos antes de la 18:00 hrs. Del lunes 11 de diciembre, las sirenas de los buques surtos en la bahía de Puerto Montt anunciaban la presencia del avión acercándose por el Este de la ciudad, el cual, después de hacer algunas evoluciones aterrizó en la explanada de la estación, entre júbilo y muestras de afecto de numeroso público que se había congregado en el lugar. Ese fue el momento en que el administrador de Correos, don Arístides Díaz, pronunció esa frase que quedará grabada para siempre en la historia postal, como el más elocuente testimonio del primer transporte aéreo de correos en Chile: “¿Trae correspondencia, mi amigo?”

 
volver VOLVER HOME
free counters Flag Counter iniciado el día 4 de febrero 2012
Stamp Collecting Topsite
Chile Última actualización Septiembre 19, 2013